El mantenimiento de las lentes de contacto depende del tipo de lente.

RIGIDAS PERMEABLES AL GAS (RPG). Este tipo de lentes hay que limpiarlas conservarlas y humectarlas. Para ello existen distintos tipos de líquidos.

BLANDAS CONVENCIONALES: Para su limpieza es necesario el uso de un peroxido y de pastillas enzimáticas. Debido a que estos líquidos son bastante fuertes conviene aclararlas siempre antes de ponérselas con una solución salina.

BLANDAS DESECHABLES: Este tipo de lentes de contacto como se desechan en periodos de tiempo más cortos su limpieza es menos fuerte utilizándose generalmente una solución única que limpia y conserva a la vez.

Las desechables de hidrogel de silicona tienen a acumular más lípidos por lo que sus soluciones únicas son más específicas.

El resto de lentes de contacto se limpian también con otras soluciones únicas.